'... las estrellas para quien las trabaja', Juan Carlos Mestre, poeta

viernes, febrero 11, 2011

Literatura para Esnobs... ... y -sobre todo- para los que no lo son.

De Fabrice Gaignault. 03/02/2011. Emilio Ruiz Mateo Qué: Diccionario de Literatura

Con un libro como este es fácil reconocerse como esnob. Una de las facetas más característica de un esnob es su pasión confesa por esos autores raros, casi desconocidos, joyas ocultas que el mundo ignora porque no tiene el gusto suficiente… (pensaría un auténtico esnob). Esta actitud exclusivista se convierte en las manos de laeditorial Impedimenta en un libro delicioso: Diccionario de Literatura para Esnobs (y –sobre todo- para los que no lo son). Editado con el característico gusto de la editorial capitaneada por Enrique Redel, el texto escrito por el periodista parisino (director de cultura y libros de la edición francesa de Marie Claire) Fabrice Gaignault gana aún más interés gracias a las ilustraciones de la donostiarra Sara Morante, que no se corta en dibujar a Sylvia Plath utilizando el horno para hacer magdalenas (que no para pasar a mejor vida) o a Warhol comiendo su famosa sopa a cucharadas directamente de la lata.

Los personajes de la cultura que Gaignault elige componen el sancta santorum de los años 60 y 70 en Francia. Encontraremos así autores de sobra conocidos en nuestro país, como Marguerite Duras (descrita con gracia y mala leche como “Hacendada -y escritora- francesa, famosa por haber alquilado durante varios años una mansarda al gran escritor español Enrique Vila-Matas”) o Ian Fleming, junto a otros que seguramente supondrán un descubrimiento para muchos, tipo Violette Leduc o Hélène Bessete (“infinitamente superior a Marguerite Duras”). También tendremos el caso de nombres que se nos han quedado anestesiados en la memoria, y que la lectura de este Diccionario de Literatura para Esnobs nos devolverá al momento, como sucede con Patrick Brontë, eclipsado por sus hermanas, o el Kenneth Anger deHollywood Babilonia. Entre unos y otros, el diccionario acaba siendo un interesante juego para culturetas sin complejos. Como diría Pedro Erquicia, “para espectadores como usted” (si es su caso, querido esnob).

No hay comentarios:

Publicar un comentario