'... las estrellas para quien las trabaja', Juan Carlos Mestre, poeta

lunes, mayo 31, 2010

Para María, Iker, Lara, Nuria y Gonzalo

Hace algún tiempo, Carlos Blanco, poeta, maestro y compañero de AC Pentadrama, me pidió permiso para enseñarle mi nana a sus pequeños alumnos de la escuela rural, cosa a la que accedí con todo gusto. Para mí fue un honor que alguien como él, que escribe unos poemas infantiles fantásticos, considerara que la nana en cuestión merecía ser leída por sus niños.
Pues los niños, no sólo se aprendieron la nana sino que me enviaron de regalo unos dibujos preciosos. Aquí van los dibujos de María, Iker, Nuria, Gonzalo y Lara. Gracias, niños!! Me habéis hecho un regalo maravilloso!!







martes, mayo 25, 2010

Bicentenario de la República Argentina


FELIZ CUMPLEAÑOS, ARGENTINA!!

Oda escrita en 1966 - Borges

Nadie es la patria. Ni siquiera el jinete
que, alto en el alba de una plaza desierta,
rige un corcel de bronce por el tiempo,
ni los otros que miran desde el mármol,
ni los que prodigaron su bélica ceniza
por los campos de América
o dejaron un verso o una hazaña
o la memoria de una vida cabal
en el justo ejercicio de los días.
Nadie es la patria. Ni siquiera los símbolos.

Nadie es la patria. Ni siquiera el tiempo
cargado de batallas, de espadas y de éxodos
y de la lenta población de regiones
que lindan con la aurora y el ocaso,
y de rostros que van envejeciendo
en los espejos que se empañan
y de sufridas agonías anónimas
que duran hasta el alba
y de la telaraña de la lluvia
sobre negros jardines.

La patria, amigos, es un acto perpetuo
como el perpetuo mundo. (Si el Eterno
Espectador dejara de soñarnos
un solo instante, nos fulminaría,
blanco y brusco relámpago, Su olvido.)
Nadie es la patria, pero todos debemos
ser dignos del antiguo juramento
que prestaron aquellos caballeros
de ser lo que ignoraban, argentinos,
de ser lo que serían por el hecho
de haber jurado en esa vieja casa.
Somos el porvenir de esos varones,
la justificación de aquellos muertos;
nuestro deber es la gloriosa carga
que a nuestra sombra legan esas sombras
que debemos salvar.

Nadie es la patria, pero todos lo somos.
Arda en mi pecho y en el vuestro, incesante,
ese límpido fuego misterioso.



Jorge Luis Borges

(Argentina, 1899/1986)

domingo, mayo 23, 2010

Fugadas


Sus autores la han definido como 'la primera road-comedia de teatro', aludiendo al género cinematográfico road-movie. María Galiana y Berta Ojea (que sustituye a Rosario Pardo) interpretan a dos mujeres que se conocen al borde de una carretera nacional a las tres de la madrugada mientras hacen auto-stop. Huyen de su vida para tratar de cambiar su destino: una es una anciana que se ha escapado de un geriátrico y la otra es un ama de casa hastiada de su vida como madre y esposa. Cruzarán el país a medida que se van encontrando situaciones límites, muchas absurdas e hilarantes. La obra la dirige Tamzin Townsend.

Muy recomendable!!

¿Para qué sirve Harry Potter?


... para que los lectores jóvenes, mediante palabras escritas, se identifiquen con estupendas aventuras de la imaginación, para que disfruten con una forma de lo novelesco. ¿Les parece poco? ¿No ha sido esa siempre la gracia y la sustancia de la lectura e ficciones? Ficción Continua, José María Merino, Seix Barral Biblioteca Breve.

Suscribo totalmente!

sábado, mayo 22, 2010

El 'making of ' de Rayuela



Para los amantes de Cortázar, en El País.

El 'making of' inédito de 'Rayuela'
Halladas las cartas que Cortázar envió entre 1950 y 1956 a Jonquières mientras vivía en París y escribía su obra más célebre - El epistolario se publicará en junio

http://www.elpais.com/articulo/cultura/making/of/inedito/Rayuela/elpepucul/20100522elpepicul_1/Tes

viernes, mayo 21, 2010

Bitácora de la lectora ansiosa

La idea de hacer esta bitácora me la dio ayer Fernando Díaz San Miguel, que tiene una en su blog El Zumo de los días. Eso sí, yo no soy tan ordenada como él y sería incapaz de recordad en qué mes del último año leí cada uno de los libros que apunto. Por ahora esta bitácora es mas una lista pero prometo de ahora en adelante indicar los meses. Ni se me había pasado por la cabeza hacer una reseña de cada uno, como se planteó Fernando. Pero prometo que de ahora en mas, separaré las lecturas por meses y quizás haga algún apunte. Veremos.
Se preguntarán cómo hago para leer tanto. Es fácil. Viajo a Madrid con mucha frecuencia por el trabajo y casi tres horas de tren de ida y otras de regreso, mas la espera en Chamartín dan para muuuucho: leer, escribir, dormir, no hacer nada. Además como no me gusta ver televisión, leo. Eso tiene un contratiempo. Cuando todo el mundo a tu alrededor está comentando la última novedad de Belén Esteban o el capítulo de Amar en tiempos revueltos,o las andanzas de Ricky Fort por la tele argentina, vos te quedás mirando con cara de boba porque no sabés de qué te hablan y los demás te miran como si fueras una marciana: ¿No me digas que no sabés ...? NOOOO, no sé y qué???
Pero ya me pasa menos, creo que la gente se ha acostumbrado a que sea medio marciana y la verdad es que leyendo me divierto mucho mas.

2 de Junio

Estoy un poco dispersa con la lectura, puede que sea porque paso muchas horas en el ordenador, trabajando. Si hasta estoy faltando al Facebook! El mes pasado comencé a leer El Tercer Reich de Roberto Bolaño, mmm no sé, no me termina de enganchar, pero quizás sea la saturación visual que tengo.
Están pendientes de lectura Tarde o Temprano, la Antología de José Emilio Pacheco. Me mira desde el estante, pero quiero leerlo mas relajada. comencé a leer Hainuwele de Chantal Maillard, poetisa muy interesante.
A ver cómo sigo este mes.

Ego miserum et peccator



Oyó al de seguridad cerrar una a una las salas. El sonido del metal al girar las llaves en las antiguas cerraduras retumbó en el silencio del claustro, también la voz en el walkie talkie dando parte y los pasos alejándose rumbo al portal de entrada. Le dio un sorbo a la petaca de cognac y se incorporó lentamente.

No había sido difícil colarse con un grupo de turistas de Huelva, sólo se había cuidado bien de no socializar demasiado con ninguno para pasar desapercibido. Mientras todos estaban en el Paraninfo escuchando el relato de cómo Don Miguel de Unamuno se había enfrentado al general Millán Astray se escabulló hacia el patio. Era casi la hora de cierre y los obreros que estaban trabajando en las obras de limpieza y restauración ya se habían marchado por que pudo trepar por el andamiaje hasta el tejado sin mayor problema. Buscó un lugar adecuado, sacó los guantes y el gorro de lana de la mochila y se sentó a esperar que se hiciera de noche. Cuando se apagó la última luz en el claustro bajó.

Se deslizó hasta la primera planta, fue directamente a la enorme puerta de madera maciza y la abrió sin dificultad lo mismo que la de cristal que había detrás. El inhibidor electrónico de alarmas hizo el resto.

Cerró las puertas con sumo cuidado y encendió la linterna. Sabía que lo que buscaba estaba justamente frente a él pero se permitió recorrer la biblioteca con la vista unos minutos: las librerías que cubrían las paredes, los cuatro globos terráqueos, las estatuas de las esquinas, las diminutas escalerillas de caracol forradas de libros que llevaban al nivel superior, las vitrinas con fotos y el famoso preservativo hallado en un libro del siglo XVI.

‘¡Qué maravilla!’ se dijo y se dirigió a la puerta que tenía enfrente, la abrió y contempló extasiado la sala de los manuscritos. ¡Qué privilegio! Muy pocos tenían acceso a ella, ni los catedráticos, sólo personal autorizado. Y ahí estaba, el manuscrito mas antiguo, contemporáneo del Cantar del Mio Cid: el Liber Canticorum et horarum, copiado por Cristóforo en 1059, el libro de oración de la reina Doña Urraca.

‘Ecce nunc benedicite Dominum omnes’, recitó de memoria. Tomó la caja casi con reverencia. El coleccionista le había asegurado una fortuna por él, la mitad ya estaba en una cuenta secreta en las islas Seychelles. Era su último trabajo, ya podría retirarse. Había acumulado lo suficiente para asegurarse y asegurarle a su hija una vida sin preocupaciones. La niña podría estudiar arte en las mejores escuelas del mundo, tenía el don, ahora también tendría los medios. Nunca dependería de marchantes o mecenas. Lo único que lamentaba era que no volvería a ver esos sitios invisibles al gran público: los Archivos Vaticanos, la universidad de Leipzig. El Papiro Ebers había sido uno de sus primeros golpes, luego vinieron más, pero sin duda el más arriesgado fue el de las actas del juicio a Galileo. Todavía lo estaban buscando.

Dio unos pasos hacia la salida. De pronto un frío intenso le cortó la respiración. Instintivamente se llevó las manos a la garganta para liberarse de la garra helada que lo ahogaba. La caja y la linterna cayeron al piso. Sintió que se desmayaba. De pronto todo fue oscuridad.
……………………………….

‘Por aquí doctora. Cuidado la cabeza que el dintel es muy bajo’

´Me encantaría quedarme encerrada aquí’, dijo la forense extasiada mirando a su alrededor.

‘¿Está segura de lo que pide?’, preguntó el director con una sonrisa divertida.

‘Bueno, al menos un par de días. Pero ¿por qué me lo pregunta? ¿Es que acaso tienen un fantasma?’

‘En estos sitios nunca se sabe’, dije Eduardo riéndose.

Se dirigieron a la sala de los manuscritos. Eduardo sacó la llave de su bolsillo y abrió.

‘Así lo encontramos esta mañana. Lo extraño es que ninguna puerta fue forzada, todas están perfectamente cerradas como las dejamos anoche.’

En el medio de la sala yacía el cuerpo de un hombre boca arriba, sujetándose la garganta con las dos manos y el rostro desfigurado en una mueca de espanto.

La mujer se inclinó sobre el cadáver e hizo una primera inspección.

‘Es curioso. A primera vista todo parece indicar que fue estrangulado, pero evidentemente tengo que hacer una autopsia en toda regla. ¿Falta algo?’

‘Nada, está todo en su sitio. Ya verificamos.’

‘Bueno, manos a la obra. Vamos a ver qué encontramos. Tendría que haber habido alguien mas aquí o … ¿Habrá sido el fantasma’

Publicado en rincones de Creación, Salamanca 2009,© fundación Salamanca Ciudad de Cultura y la autora

Visita de los amigos de la AC El Diván, de Murcia

El sábado 15 nos visitaron amigos de Murcia para celebrar todos juntos la presentación del libro de nuestra amiga Montse Villar. Hasta tangos hubo gracias a la AC Cambalache y sus bailarines maravillosos. Aquí van algunas fotos y para ver más paseen por el blog de nuestra asociación AC Pentadrama http://acpentadrama.blogspot.com/








jueves, mayo 20, 2010

It’s over



¡Más, quiero más! Que sí te digo, que puedo, más fuerte, ponla más fuerte, eso así. ¡Qué flash! ¡Más rápido! Síííííí… ahhhhhh! ¡Qué subidón! Mira cómo tiemblo. Otra vez… ¡¡Volamos!! ¡¡Mira cómo volamos!!
…………………………….
Joder, tío, esa sí que no me la esperaba. Se nos fue un poco la mano, ¿no? ¿Qué te pasa? ¿No te gustó? EHHH! ¿Quiénes sois? ¿Qué hacéis? ¿A dónde lo lleváis? ¿Qué te pasa? ¿Por qué nos e mueve? ¡Háblame! ¿Por qué lo meteis ahí? ¡No os lo lleveis! Yo lo llevo. Yo siempre lo he llevado a todos lados. ¿Qué haceis? ¿A dónde me subís? ¡Quítame eso de encima!
……………………………..
- ¿Listo?
- Sí, levántalo. Ya aseguré la lona. Lástima, no va a servir ni para chatarra.
- ¿Y el chaval? Nada, ¿no?
- Una putada, tan joven.


Texto inspirado en la obra de Sery C. (foto)El austriaco Sery C. es uno de los grandes renovadores de los discursos pictóricos internacionales desde la década de los 90. Sus pinturas desafían la bidimensionalidad y los soportes convencionales para entrar en el territorio de la instalación.

miércoles, mayo 19, 2010

Mímame mimo


Allí viene, como siempre, a las 10, de lunes a viernes. Camina con paso firme, no muy rápido, balanceando la mano derecha como para equilibrar esa seguridad que no delata su mirada. Con la izquierda sujeta la correa de su bolso, no, mas bien se aferra a ella. Sus manos son pequeñas, enguantadas en unos mitones grises como su abrigo de paño y el sombrerito un poco pasado de moda.

Mientras saco una paloma de papel de detrás de la oreja de un niño asombrado, la miro de reojo. Como si lo intuyera, levanta los ojos hasta ahora fijos en el diseño de las baldosas. Quiero creer que hay un brillo de alegría. Se alegra de verme.

En dos saltos abandono al crío y me planto delante de ella. Con una profunda reverencia la invito a bailar un valsecito. El organillo suena para nosotros, nadie más lo oye y ella cierra sus ojos de Bambi dejándose llevar por una nube de fantasía. Por unos momentos somos Blancanieves y el Príncipe, Sissi y Francisco José, Isabel y Juan Diego, le regalo una rosa de cristal y a cambio me da una sonrisa de algodón de azúcar. Se toma los costados del abrigo, se inclina como una princesa de cuento y sigue su camino mientras mi corazón se va aleteando detrás de su huella, contando cuánto falta para mañana a las 10.

Recuerdos de infancia III



Una ventana en la sierra para espiar
El río y la crecida del invierno
El puente de hierro negro
El olor de la leña en los hogares encendidos
Tres chicos en bicicleta
Veranos de sauces en el arroyo
Escapadas a la hora de la siesta
Cocina con perfume de puchero y albahaca
Vuestro recuerdo

(para Osvaldo y Luis Javier, siempre presentes en mi corazón)

jueves, mayo 13, 2010

El rincón de los sueños, radio Oasis

Ayer me fui a pasar un rato al rincón de los sueños con Gloria. Paseamos por Londres, por Punta alta, por Salamanca, nos tomamos un carajillo en La Rayuela, escuchamos a Luis cantar Ana no duerme, leímos unos cuentos y poemas y regresamos a casa. Gracias por el paseo!

http://www.ivoox.com/rincon-suenos-12-mayo_md_277549_1.mp3

[audio="http://www.ivoox.com/rincon-suenos-12-mayo_md_277549_1.mp3"] Ir a descargar