'... las estrellas para quien las trabaja', Juan Carlos Mestre, poeta

domingo, diciembre 13, 2015

Áncoras - Ana Cecilia Blum

Hace unos días, mi querido y admirado amigo (perdón por la osadía, pero así te siento) José Amador Martín Sánchez me entregó el último libro de poemas de Ana Cecilia Blum que ella misma nos había enviado a un grupo de poetas y amigos salmantinos. 




AnaCé, a quien tuve el placer de conocer en 2014 en ocasión del Encuentro de Poetas Iberoamericanos (Alfredo y Amador, nunca estaré suficientemente agradecida), es poeta y ensayista. Nació en Guayaquil, Ecuador. Actualmente ejerce la enseñanza del Idioma Español como Lengua Extranjera; dirige la gaceta literaria Metaforología; coordina el Fondo Poético para las Américas (un pequeño fondo privado establecido para difundir digitalmente las letras hispanas); realiza investigación literaria en el campo de la poesía ecuatoriana escrita por mujeres; y colabora con varias revistas culturales. Podéis vistar su blog para tener una aproximación mas cabal a su obra y su pensamiento: http://anaceciliablum.com/biografia/

Áncoras es el título de este precioso libro, con prólogo de Alfredo Pérez Alencart, fotos de Amador y la reproducción del retrato que de AnaCé hiciera el maestro Miguel Elías en 2014, que fue finalista este año del Premio Pilar Fernández Labrador de Poesía. 



Según el Diccionario de la Real Academia Española, áncora es el ancla (‖ de la embarcación) o bien aquello que sirve o puede servir de amparo en un peligro o infortunio. En este caso, la poesía sirve a AnaCé de amparo ante el infortunio, de ancla a quien va con el domicilio a cuestas en palabras de Alfredo Pérez Alencart. En estos cuarenta poemas, sabemos de su vida, su familia, sus orígenes a través de versos vibrantes pero sencillos, sin pretensiones vacías, que llegan a lo profundo del alma. 

Muchas gracias por este regalo, AnaCé, y por la hermosa dedicatoria. Ya he leído tres veces el libro y sigo descubriéndote. 


Ser de aire

Torbellinos entran
y salen de esta casa-cuerpo
a cualquier hora. 

Vórtices
me arrastran a otros mares. 
Corrientes 
colman mis alforjas de otra arena. 

De vendavales se hace mi trayecto. 
De tornados mi memoria.

Todos los huracanes del mundo llevo adentro. 


La Poesía

Agua que persigue a su mar. 

Sorprende, azuza, 
se desborda, 
insiste. 

Y revives
todas las islas. 

domingo, noviembre 15, 2015

El verdadero significado de la palabra «orwelliano»

A menudo se describe la sociedad actual con el adjetivo de «orwelliana», debido a los paralelismos entre esta y el mundo desarrollado por George Orwell en su novela 1984. De esta manera, el término «orwelliano» ha pasado al vocabulario común para designar a las sociedades u organizaciones que reproducen actitudes totalitarias y represoras, como las representadas en la novela. Sin embargo, como indica Noah Tavlin en un vídeo creado para TED-Ed, usar la palabra «orwelliano» con este sentido no solo no logra transmitir el mensaje original de Orwell sino que incluso se corre el riesgo de caer exactamente en el sentido contrario.

Como indica Tavlin, el término «orwelliano» en realidad hace referencia a la importancia que desempeña el lenguaje en la formación de pensamientos y de emociones. A primera vista, en una sociedad totalitaria la sumisión de sus miembros se consigue a través del terror. Sin embargo, 1984 describe maneras mucho más sutiles y soterradas de someter a su población: a través de la propaganda y del lenguaje. El régimen elimina palabras del inglés para crear un dialecto oficial, la «neolengua», una simplificación del lenguaje que evita el desarrollo del pensamiento crítico.

Además, se cambia el nombre de las cosas para cambiar las ideas que se tienen sobre ellas. Así, el Ministerio de la Verdad se encargará de falsificar datos históricos y estadísticas, el de la Paz se encargará de dirigir la guerra y el del Amor torturará a presos y disidentes. Este irónico juego de palabras consistente en llamar a un concepto con el nombre que por lógica debería designar justamente a lo contrario es lo que Orwell denominó «doblepensar». Las palabras no se utilizan para transmitir significado sino para ocultarlo.

Cuando se consigue que el ciudadano interiorice la neolengua y el acto de doblepensar se logra que pase por alto su percepción de la realidad, que desconfíe de ella, para asumir la verdad oficial dictaminada por las autoridades.

La clave del término «orwelliano» es que, aunque este proceso descrito por Orwell parece propio de regímenes totalitarios, también puede ocurrir en sociedades democráticas. Bastaría con un uso del lenguaje por parte de las autoridades deliberadamente enrevesado o de eufemismos políticamente correctos para estar ante una sociedad orwelliana. Algo que, de hecho, ocurre en las sociedades modernas con el lenguaje publicitario, cuando impulsa determinados modelos de comportamiento como los más apropiados. O con la prensa, cuando simplifica o polariza la compleja realidad. O con Internet y su tendencia a la información debidamente masticada y digerida.

Es por eso que «orwelliano» no solo no es un sinónimo exacto de «totalitario», sino que está más presente en nuestro día a día de lo que pensamos. Dice Tavlin al hablar del uso de la palabra «orwelliano»: «Si hablan de un uso engañoso y manipulador del lenguaje están en lo correcto. Si hablan de vigilancia masiva y de gobierno intrusivo están describiendo algo autoritario pero no necesariamente orwelliano».

Por Alejandro Gamero (@alexsisifo) para Culturamas

El verdadero significado de la palabra «orwelliano»

sábado, octubre 10, 2015

XVIII Encuentro de Poetas Iberoamericanos

El XVIII Encuentro de Poetas Iberoamericanos que se celebró en el Teatro Liceo los días 7 y 8 de octubre. Este tradicional encuentro está organizado por el poeta peruano-español Alfredo Pérez Alencart, profesor de la Universidad de Salamanca.
Más de 70 poetas procedentes de 17 países participaron en este encuentro, en el que se rindió homenaje a los poetas León Felipe y Juan Ruiz Peña.




Los actos comenzaron el miércoles 7, a las 20:00hs, con el acto de inauguración seguido de la voz de León Felipe grabada leyendo su poema “Auschwitz”, dedicado a todos los judíos del mundo. A continuación se escucharon los poemas escritos para la ocasión por veintiséis poetas, entre ellos una importante representación de poetas israelíes. Las intervenciones musicales estuvieron a cargo del grupo Concierto 3, el chileno Héctor ‘Titín’ Molina y el cantante israelí Asi Meskin.
Ante la ausencia de la poeta mexicana Minerva Margarita Villarreal, tuve el honor de leer su poema Has de volver, que transcribo a continuación. 





HAS DE VOLVER

(León Felipe, nacido en Tábara, un mediodía
al sonar del cuerno en el Zócalo ardiente)

Piedras de Tábara hacia el centro de Tenochtitlan
Piedras de Tábara bajo danzas prehispánicas
a la postre de frondas que se alejan
en casa de Buñuel
por la calle Madero
a Tacubaya
No olvidan el domingo de ramos   la procesión
por las calles enjutas
a la sombra raída del árbol de la Noche Triste
muy lejos de Urraca
en un sueño que pierde
La blancura de las piedras de Tábara
despunta de haber ido tan lejos
lunas en un clamor de salmos
Nada tienen que ver los plátanos
con aquellos que se abrazan en la plaza de infancia en Zamora
Es lo negro de España
que ha expulsado el corazón
y no han perdido sus nombres estas piedras
ni su vista que limpia los anteojos
ni su pluma que gotea
Estas piedras de Tábara llegaron a México
trenzadas de raíces
una gota de asfalto en la retina
un gabán   muchas alas de pájaro
cruzan con su relámpago de sombra
y rompen de dolor 



martes, septiembre 29, 2015

Resaca del XIII Encuentro de Poetas en Red - Pontevedra 2015

Ya de regreso en Salamanca y organizando las fotos del encuentro parece mentira que haya pasado tan rápido después de haberlo esperado tantos meses. Qué buenos momentos pasamos y qué emoción estar junto a tantos poetas, encontrarme con amigos: Paula Martínez Ruiz y Javier Cartago, y conocer gente tan linda.





El recital se realizó en el Pazo de la diputación, un edificio bellísimo construido en 1890.









Para conmemorar el encuentro se editó una antología que recoge poemas de los poetas participantes.




Vaya mi agradecimiento a la organización: Benito, Marisa, Marcelo nuestro editor, los poetas de Pontevedra que nos recibieron con los brazos abiertos. En fin, un evento que no olvidaré. Y ya me estoy planteando asistir al próximo.




Y para finalizar, una magnífica cena en el Parador Nacional, otra hermosura de edificio. 






sábado, agosto 29, 2015

Pasos


Me miro en la nada de tus ojos
y me asusta el asalto despiadado
de la indiferencia.

Voy mendigando una caricia,
la piel seca y cuarteada
como la suela de mis zapatos.

Ni siquiera olvido.

Daría todo el aire por un gesto,
la mentira piadosa de un beso,
por otra madrugada.

Se aleja tu espalda
y los amaneceres dejan
la misma huella que tus pasos
en los charcos
después de la lluvia. 


© Annie Altamirano

Poema inspirado en la foto de © Natividad Gómez Bautista




Primer Encuentro de Mujeres Poetas en Piedrahíta, Avila




El primer encuentro de mujeres poetas “Villa de Piedrahíta” celebrado el miércoles 18, fue un rotundo éxito. Más de un centenar de personas acudieron al auditorio municipal de la villa para escucharnos a las mujeres poetas y y a la magnífica cantautora Laura Castro.



Las poetas invitadas fuimos María Victoria Reyzabal, Paloma Serra, Ana Agustín, María José Cortés, Julieta Pellicer, Pilar Álvarez, Ana María Cuervo, Ana Apausa,  Miriam Almohalla, Ester Bueno, también organizadora, y una servidora. Recitamos ante un público entregado y maravilloso que pidió más poesía al finalizar el acto. Es la primera vez que veo que nadie se mueve al finalizar un recital!




El compromiso de una segunda edición de este encuentro “Villa de Piedrahíta” quedó afianzado ese día y se ha decidido que sea el 18 de agosto de 2016, ya que es el aniversario del asesinato de Federico García Lorca.




Quiero dar las gracias a Ester por organizar el encuentro e invitarme, a José Antonio Elvira, magnífico escultor, por la visita a su taller y el refrigerio, y al pueblo de Piedrahíta por la acogida. Gracias, gracias, gracias!


lunes, agosto 24, 2015

Jorge Luis Borges

El 24 de agosto de 1899 nacía en Buenos Aires el gran Jorge Luis Borges, en mi opinión, el mas grande escritor de lengua española del siglo XX y de los que vendrán!

video



Fundación mítica de Buenos Aires

¿Y fue por este río de sueñera y de barro
que las proas vinieron a fundarme la patria?
Irían a los tumbos los barquitos pintados
entre los camalotes de la corriente zaina.

Pensando bien la cosa, supondremos que el río
era azulejo entonces como oriundo del cielo
con su estrellita roja para marcar el sitio
en que ayunó Juan Díaz y los indios comieron.

Lo cierto es que mil hombres y otros mil arribaron
por un mar que tenía cinco lunas de anchura
y aún estaba poblado de sirenas y endriagos
y de piedras imanes que enloquecen la brújula.

Prendieron unos ranchos trémulos en la costa,
durmieron extrañados. Dicen que en el Riachuelo,
pero son embelecos fraguados en la Boca.
Fue una manzana entera y en mi barrio: en Palermo.

Una manzana entera pero en mitá del campo
presenciada de auroras y lluvias y sudestadas.
La manzana pareja que persiste en mi barrio:
Guatemala, Serrano, Paraguay, Gurruchaga.

Un almacén rosado como revés de naipe
brilló y en la trastienda conversaron un truco;
el almacén rosado floreció en un compadre,
ya patrón de la esquina, ya resentido y duro.

El primer organito salvaba el horizonte
con su achacoso porte, su habanera y su gringo.
El corralón seguro ya opinaba Yrigoyen,
algún piano mandaba tangos de Saborido.

Una cigarrería sahumó como una rosa
el desierto. La tarde se había ahondado en ayeres,
los hombres compartieron un pasado ilusorio.
Sólo faltó una cosa: la vereda de enfrente.

A mí se me hace cuento que empezó Buenos Aires:
La juzgo tan eterna como el agua y el aire.

video



domingo, agosto 23, 2015

De la rama pende amarillenta,
Los delicados nervios guardan un estertor verdoso.
El viento de noviembre arremete
inclemente.
El pecíolo obstinado resiste.

Abajo, las piedras escarchadas abren sus fauces
y esperan a que caiga
la última
              hoja
                      del

                           otoño              


© Annie Altamirano

Poema inspirado en la foto de © Natividad Gómez Bautista

Aquelarre Literario en la Cueva de Salamanca

El pasado día 20 de agosto, junto a mis amigos de SonLetras y el guitarrista Luis Fiz, realizamos un recital de poesía y cuentos de terror en la Cueva de Salamanca. 


Los textos leídos y dramatizados fueron: Fragmento del entremés de la CUEVA DE SALAMANCA de CERVANTES, LAS LETANIAS DE SATAN de CHARLES BAUDELAIRE, ESPIRAL de ENRIQUE ANDERSON IMBERT, TERROR de GUY DE MAUPASSANT, PESADILLA de CARLOS BLANCO SÁNCHEZ, LA DURMIENTE de EDGAR ALLAN POE, de BARRY PAIN: ROSE ROSE, de EMILY DICKINSON: MORÍ POR LA BELLEZA, EL ALMOHADÓN DE PLUMAS de HORACIO QUIROGA y CRIMEN EN LA CUEVA DE SALAMANCA de LUIS GUTIÉRREZ BARRIO.

Yo leí Terror y La durmiente. 



LA DURMIENTE – EDGAR ALLAN POE

A medianoche, en el mes de junio,
permanezco de pie bajo la mística luna.
Un vapor de opio, como de rocío, tenue,
se desprende de su dorado halo,
y, lentamente manando, gota a gota,
sobre la cima de la tranquila montaña,
se desliza soñolienta y musicalmente
hasta el universal valle.
El romero cabecea sobre la tumba;
la lila se inclina sobre la ola;
abrazando la niebla en su pecho
las ruinas se van a dormir.
Parecido a Leteo, ¡mira!, el lago
parece que se entrega a un sueño consciente
y no despertaría por nada del mundo.
¡Toda la belleza duerme! Y ¡mira dónde reposa
Irene, con sus destinos!
¡Oh, ilustre señora!, ¿cómo puede estar bien
esta ventana abierta a la noche?
El aire travieso, desde la cima de los árboles,
pasa riendo a través de la reja.
Aires incorpóreos, revoltoso brujo,
entran y salen de tu aposento revoloteando,
y mueve el dosel de las cortinas
tan caprichosamente -tan temerariamente-
por encima de la cercana y orlada cobertura
bajo la cual tu alma adormecida reposa escondida,
que, sobre el suelo y por las paredes abajo,
¡como fantasmas las sombras suben y bajan!
¡Oh, querida señora!, ¿no tienes miedo?
¿Por qué y qué estás tú soñando aquí?
¡Seguro que vienes de allende lejanos mares,
atraída por este jardín!
¡Extraña es tu palidez! ¡Extraño tu vestido!
¡Extraña, sobre todo, la longitud de tu trenza,
todo ese silencio solemne!
¡La señora duerme! ¡Oh, que pueda su dormir
que permanece, ser tan profundo
que el cielo la tenga bajo su sagrada protección!
Este aposento se preparó para otra más santa,
esta cama para otra más melancólica.
¡Rezo a Dios para que repose
con los ojos cerrados para siempre,
mientras los pálidos amortajados fantasmas pasan!
¡El amor mío duerme! ¡Oh, que pueda ella dormir,
tan profundamente como largo sea tu sueño!
¡Que los gusanos se deslicen hacia ella suavemente!
En lo profundo del bosque, oscuro y viejo
puede aparecer algún alto cofre para ella,
algún cofre que se abra frecuentemente
su negra tapa como unas alas,
triunfantes, sobre los pináculos de los palios,
de los grandiosos funerales de su familia
-algún sepulcro, remoto, solitario,
contra cuya tapa ella ha tirado
muchas piedras distraídas en su niñez-.
Alguna tumba de cuya chirriante puerta
ella no pueda forzar nunca más un eco,
temblando al pensar, ¡pobre niña de pecado!,
que eran los muertos que gemían dentro.



Terror -  Guy de Maupassant  
A cierto autor leía hasta muy tarde
era ya media noche y tuve miedo.
¿Miedo de qué?, no sé, pero fue horrible.
Presentí entre jadeos y estertores
Que pronto iba a pasar algo terrible…
Detrás de mí, creí sentir entonces
una rara presencia a mis espaldas
con una risa atroz y muy nerviosa :
mas no escuchaba nada, ¡Qué tortura !
Sentir que alguien tocaba mis cabellos,
con su mano llegando hasta mi hombro,
sentir que iba a morir si lo escuchaba.
Cada vez más cercano se inclinaba
y yo para salvarme no quería
dar vuelta mi cabeza, ni moverme.
Giraban con horror mis pensamientos
como aves en un cielo de tormenta,
un sudor frío congelaba el cuerpo
y en aquel cuarto sólo se escuchaba
castañetear mis dientes atrozmente.
Y de repente se escuchó un crujido
y di un grito de horror enloquecido 
como nunca se oyó salir de un pecho, 
para caer de espaldas, yerto y tieso.

Recital de SonLetras en Vitigudino



El día 10 de agosto, parte del grupo SonLetras fuimos a Vitigudino invitados por el Ayuntamiento para realizar un recital de poesía como parte del programa Vitigudino Cultural. 






El recital se realizó en el Parque Municipal, precioso por cierto y mas de noche y en verano. Nos sorprendió agradablemente la cantidad de gente que asistió, unas 150 personas, que nos escucharon atentamente leer poemas de Gloria Fuertes, Bécquer, Manuel Benítez Carrasco o Luis García Montero. 

Yo lei además tres poemas mío, uno de ellos, ciclo Lunar, mereció los aplausos entusiasmados y posteriores comentarios apreciativos del público, ¡especialmente de las damas de la concurrencia!


La segunda mitad del recital estuvo a cargo de Luis Mayol con un repertorio de blues y tangos que arrancó aplausos entusiasmados. 


miércoles, julio 29, 2015

Gracias!

10.003 vistas al blog desde que puse el contador hace dos años. Gracias a todos los que pasáis por aquí y os tomáis la molestia de mirar lo que hay.

10.003 vists to the blog since I started the counter two years ago. thank you so much to all of you who take the time to have a look.


domingo, julio 26, 2015

Ciclo lunar


Una vez fui cuarto creciente,
las tardes de tele a la vuelta del colegio,
escapadas en bicicleta a la hora de la siesta.
El mundo era el patio de mis abuelos,
los senderos bordeados de romero
las noches cálidas de enero
y las luciérnagas en el jardín.

Una vez fui luna llena,
inmortal, insegura, arrolladora,
ojos deslumbrados de mujer que descubre
y se descubre,
los sueños desbocados, la carne firme,
los huesos enteros, el cuerpo fértil,
abriendo las ventanas
a la ceremonia de la vida.

Ahora soy cuarto menguante.
la luna instaló en mi pelo la luz de plata
que trato de esconder.
instaló en mi cara el dolor de los espejos
que revelan un surco nuevo cada mañana.
A cinco pasos de los sesenta
a veces me vence el cansancio
y vivo las marcas de la edad con impotencia.

Otras veces me rebelo y se alinean los planetas.
Enfrento desafiante al espejo
y digo que estoy donde quiero estar,
con los años que me corresponden,
con las marcas de batallas perdidas y ganadas,
con la libertad de no tener que pagar ya
derecho de piso.
Y pienso en el amor. Y soy como el vino:
quien me ame que me beba,
despacio, a sorbos, encontrando los sabores,

aunque sea en cuarto menguante. 

© Annie Altamirano
Poema inspirado en la foto de © Natividad Gómez Bautista




sábado, julio 25, 2015

Catarsis


Aquí estoy frente a una hoja
encerrada en una lágrima
dispuesta a la catarsis.

Me acerco a tu memoria de puntillas,
te llamo en voz baja.
Miro el mar que dejaste hace un siglo
y tu sombra me abraza.
He vuelto en tu nombre
a tu tierra que ahora es la mía.
He traído nuestros recuerdos,
tu mirada azul,
mi infancia de tu mano,
nuestra manera de caminar tan parecida.

Te debía un poema
por ese adiós postergado,
porque un día te fuiste,
se me llenaron los ojos de ausencia
y ya no supe como nombrarte
sin que se me hiciera pedazos el alma.

En cada ola escucho tus palabras
Y me acuerdo de los días que ya no existen.
Vuelvo contigo a contemplar el cielo.
Lloro en silencio.
Me suelto de tu mano  
y cierro los ojos a los adioses
escritos en el agua. 



© Annie Altamirano
Poema inspirado en la foto de © Natividad Gómez Bautista y dedicado a mi abuelo. 



lunes, julio 20, 2015

Semana Negra de Gijón 2015

El fin de semana del 10 de julio se inauguró la Semana Negra de Gijón 2015 y al fin pude ir, aunque mas no sea un par de días.




No pude ver mucho pero el viernes me 'colé' en la charla de Juan Madrid con el Club de lectura de la ONCE. Muy interesante escuchar al autor hablar de su obra contestando a las preguntas muy interesantes de los miembros del club.








Debo confesar que me decepcionó el hecho que los eventos propios de la Semana Negra estuvieran, a mi juicio, ahogados por una feria gigantesca con unos niveles de ruido insoportables ya que de cada chiringuito salía una música diferente a unos decibelios insufribles. Yo creía que la Semana Negra se desarrollaba en un ámbito diferente, alejado de la feria. En fin, ignorante que es una.



El plato fuerte para mí fue el sábado 11 a la noche. En la Carpa de Encuentro, a las 0:30 leyeron Gioconda Belli y Luis García Montero, dos de mis poetas favoritos. Fue muy entretenido porque los dos intercalaban anécdotas y comentarios además de ser muy buenos lectores de sus poemas, no todos los poetas leen bien en voz alta.



 Poemas de Luis García Montero

Desordenadamente

Tus ojos
que están llenos de selvas y son un manifiesto,
desordenadamente
me hacen aventurero 
                         y   revolucionario
                                            



Completamente viernes

Por detergentes y lavavajillas, 
por libros ordenados y escobas en el suelo,
por los cristales limpios, por la mesa  
sin papeles, libretas ni bolígrafos,       
por los sillones sin periódicos,  
quien se acerque a mi casa       
puede encontrar un día 
completamente viernes.

Como yo me lo encuentro         
cuando salgo a la calle    
y está la catedral   

tomada por el mundo de los vivos     
y en el supermercado     
junio se hace botella de ginebra,        
embutidos y postre,        
abanico de luz en el quiosco     
de la floristería,     
ciudad que se desnuda completamente viernes.   

Así mi cuerpo         
que se hace memoria de tu cuerpo    
y te presiente         
en la inquietud de todo lo que toca,  
en el mando a distancia de la música,
en el papel de la revista, 
en el hielo deshecho        
igual que se deshace una mañana      
completamente viernes.

Cuando se abre la puerta de la calle, 
la nevera adivina lo que supo mi cuerpo      
y sugiere otros títulos para este poema:       
completamente tú,          
mañana de regreso, el buen amor,    
la buena compañía.         


Poemas de Gioconda Belli


Y Dios me Hizo Mujer

Y Dios me hizo mujer,
de pelo largo,
ojos,
nariz y boca de mujer.
Con curvas
y pliegues
y suaves hondonadas
y me cavó por dentro,
me hizo un taller de seres humanos.
Tejió delicadamente mis nervios
y balanceó con cuidado
el número de mis hormonas.
Compuso mi sangre
y me inyectó con ella
para que irrigara
todo mi cuerpo;
nacieron así las ideas,
los sueños,
el instinto.
Todo lo que creó suavemente
a martillazos de soplidos
y taladrazos de amor,
las mil y una cosas que me hacen mujer todos los días
por las que me levanto orgullosa
todas las mañanas
y bendigo mi sexo.